Saltar al contenido

El chiflado que se transformó en pez

7 mayo 2009

chiflado
Esta mañana salí de mi apartamento y me topé en la puerta de la calle con el chiflado que vive en el piso de abajo. Se instalaron hace un par de semanas, son unos pobres locos, de esos que no tienen a nadie con quien quedarse y el gobierno de la región se hace cargo instalándolos en pequeños pisos con un asistente social.

De todos ellos, el de esta mañana es el que peor huele. Es una mezcla de sudor y tabaco negro que recuerda a esas tabernas que bullen a la hora de los toros, cuando retransmiten la corrida en la pantalla de la esquina.
-Vecinooo- me dice con una voz ronca y una cara de falsa simpatía -¿tienes un cigarroooo?-

Preferí no contestarle. Me limité a observarlo con atención y analizar la expresión de su rostro. Después le pegué un puñetazo y lo dejé inconsciente, la gente que pasaba por allí quedó horrorizada.

Me lo eché encima y lo metí en el coche… su mal olor se quedó pegado en la tapicería de los asientos traseros. Subí al puerto de montaña que se encuentra a 46 km por la carretera del norte. Llegué hasta el lago. Lo saqué del vehículo, que asco me daba. Y entonces invoqué a las ondinas del lugar.

Lo demás pasó de la siguiente manera: lo lancé al agua, en el momento en que cayó al medio acuático recuperó la consciencia… pobrecillo, no supo mantenerse a flote. Se sumergió completamente, hasta el fondo, y entonces todas las ondinas fueron a su encuentro para provocar la transformación. Pasaron un par de horas más o menos. Después las ondinas se dispersaron y supe que todo había terminado. Entonces me tiré al lago y descendí hasta poder verle . El chiflado se había transformado en un bello y robusto pez.

Me senté en una roca de granito que descansaba en el fondo y me contó cómo había sido su miserable vida como ser humano, Charly se llamaba.

Yo le escuché mientras acariciaba su brillante piel de escamas plateadas. Después le di un consejo.
-Charly, disfruta de tu nuevo estado y no subas a la superficie, aquí encontrarás todo lo que necesites, no lo dudes, huye de los seres humanos y goza jugando con las ondinas y el resto de tus nuevos hermanos. Por lo demás, diviértete y vive feliz, eso es todo-.

Después de aquello tuve que bajar de nuevo a la ciudad, llevar el coche a un lavadero y pagar el doble para quitar ese mal olor que me revolvía el estómago.

Mientras el cojo me colocaba un ambientador de pino en el espejo retrovisor, yo aproveché para comerme un par de donuts en la confitería de la esquina, junto al kiosco de los cupones donde trabaja la bizca.

Una bella chica me atiende, “debe de llamarse Jéssica”, pensé. Entonces me entretuve ojeando los titulares de prensa, y me alegré al saber que la economía mundial estaba empezando a dar síntomas de recuperación, a pesar de que nunca me creo ese tipo de mentiras.

Anuncios
2 comentarios leave one →
  1. 8 mayo 2009 06:49

    .

    Hola Ge…!!! si ke soy gilipollas… discúlpame amigo lindo, vengo 3 días después ke me invitas, y resulta ke vengo justo cuando has elminado 4 entradas previas…. waooo iniciaste a un ritmo endiablado de publicación… genial

    jajaja io si ke soy una chiflada… ¿será ke termianré convirtiendome en pez…?? jueno me has hecho alucinar con este relato… el final está de alarido… no sé porque pero me recordaste a Jacko Parnaso

    Gracias de nuevo G, te agradezco tu invitacion y ke me comaprtas esto smanjares… cuídate bye

    • Michel Piperón permalink*
      8 mayo 2009 10:52

      El gusto es mío, si no fuera por tu visita mi casa estaría solitaria y sombría con algunos fantasmas rondándome en la cabeza.

      Afortunadamente entró un rayo de sol por la ventana y dejó un lindo comentario llenando de luz cada rincón.

      Gracias querida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: